García: «Hace ya diez años que soy escritor y al final mi público necesitaba algo más que los relatos»

El autor cursó talleres de escritura antes de sumergirse en el género narrativo

Sara Carlos/Vila-real | 21.08.2021 10:35

Javier García
Javier García, autor de A pocos metros de la verdad. Javier García

Javier García Martínez nació en Castelló en 1981. Pasó su juventud en Onda y actualmente vive en Vila-real con su familia. García está muy presente en la escritura: ha escrito relatos, poesía y narrativa, además de colaborar en la revista Bungaku. Su última novela, A pocos metros de la verdad, se desarrolla en San Vicente de la Barquera, un pequeño pueblo de Cantabria aparentemente tranquilo hasta que el escritor deja volar su imaginación.

¿Cómo surgió la idea de escribir A pocos metros de la verdad?

Tenía en mente escribir este libro desde hace un tiempo, porque he visitado varias veces San Vicente de la Barquera, que es donde se desarrolla la historia, y ya tenía ganas de plasmarla. Quería que fuera un libro ameno, de hecho, no es muy extenso. El motivo de ello es que no me gusta llenar las historias con datos innecesarios o demasiadas subtramas que acaben aburriendo al lector. Esto ocurre en muchos libros actuales, por lo que quería alejarme de esta tendencia. Yo soy sobre todo un escritor de género negro, como ya se vio en mi primera novela, Siroco, que está ambientada en València.

En la novela cuenta la historia de cada personaje, pero Marta es el hilo conductor de la trama, ¿a qué se debió esta decisión?

Lo decidí al principio, porque quería mostrar la gran evolución que tiene el personaje de Marta en la historia. Los otros personajes también tienen su propias circunstancias, y se producen cambios en ellos a lo largo de A pocos metros de la verdad. Pero Marta, que en el inicio estaba derruida por la pérdida de su padre y el ambiente turbio en el que se movía su pareja, entre otros aspectos, ha sido el personaje que más cambios ha sufrido.

Ha publicado libros de narrativa, poesía y de relatos. ¿Cuál de estos géneros literarios es el que más le gusta escribir?

Yo soy un autor de relatos, aunque es cierto que empecé escribiendo poesía en mi blog, porque me considero que tengo alma de poeta, pero me queda mucho por aprender. Hace ya diez años que soy escritor y al final mi público necesitaba algo más que los relatos. Por eso, decidí empezar en el género narrativo y así darles una historia más larga. Sin embargo, antes de meterme de lleno en una novela de unas doscientas o trescientas páginas, acudí a diversos cursos de escritura donde aprendí las pautas para escribir una historia más prolongada. Cuando me decidí a ello, yo todavía vivía en Onda y allí no había demasiada oferta de cursos de escritura, por lo que tuve que buscar en las localidades de los alrededor. En este proceso, unos de los autores de los que aprendí mucho fueron Rosario Raro y Ángel Gil, que son de los mejores escritores que tiene esta zona.

‌Es uno de los fundadores de la Asociación de Escritores de la Provincia de Castellón y de Vila-real. ¿Qué les motivó a crearlas?

Al principio, como ocurre en todo, cuando empiezas a escribir buscas información para poder guiarte y saber a qué te enfrentas. Nos dimos cuenta de que estas asociaciones eran necesarias para  informar a los escritores noveles sobre diversas cuestiones, por ejemplo, del mundo editorial. Por ello, nuestra principal función es asesorar a los escritores que empiezan y proporcionarles la información que necesitan.

En esta línea, ¿cómo ha sido su experiencia con las editoriales?

La verdad es que yo he tenido mucha suerte. Pero al principio también me andaba con mucho ojo, porque ya había oído de otros compañeros que hay editoriales que se intentan aprovechar de los escritores. Por eso, al principio indagué en Internet para ver opiniones y consulté a otros autores. Al final, cuando ya llevas un tiempo en este sector, te das cuenta cuáles son las editoriales buenas y las que no lo son.

‌Ha comentado en Twitter que está «desintoxicándose» de las redes sociales, ¿cuán necesarias son para los escritores?

Para lo noveles son fundamentales. Es cierto que las editoriales publicitan las obras, pero al fin y al cabo tienen unos recursos limitados, por lo que la visibilidad que les aporta el escritor en redes sociales es muy importante para la difusión que tendrá el libro. Esto sucede porque los grandes medios suelen darle voz a aquellas personas que ya son muy conocidas, por lo que los noveles tienen que hacer un gran trabajo para publicitar sus obras.

¿Habrá segunda parte de A pocos metros de la verdad?

No lo tenía pensado, porque creo que la historia ha quedado bastante cerrada, por lo que es una novela autoconclusiva. Si bien es cierto que el padre de la protagonista podría tener un libro propio, porque su historia daría mucho juego, no va a ser así. Marta y las personas de su alrededor han tenido un final bastante cerrado.

Contribuye a la continuidad de El lápiz mediterráneo con la cantidad que consideres:

¿Qué opinas?